Aprendizaje activo

¿Qué es el aprendizaje activo y cómo se aplica en el aula y en línea?

El aprendizaje activo es un enfoque pedagógico que fomenta la participación activa de los estudiantes en su proceso de aprendizaje. A diferencia de las metodologías más tradicionales, donde el estudiante es un receptor pasivo de la información, el aprendizaje activo involucra a los estudiantes en la construcción del conocimiento a través de diferentes actividades participativas y prácticas.

El aprendizaje activo se basa en la premisa de que los estudiantes aprenden de manera más efectiva cuando participan activamente en el proceso de adquisición de conocimientos. Esto implica que, en el aula los estudiantes no solo escuchan y toman notas, sino que participan en discusiones, resuelven problemas, realizan investigaciones y colaboran con sus otros compañeros, permitiéndoles desarrollar una comprensión más profunda, conectando ideas entre sí y reteniendo el conocimiento.

En un entorno de aula en línea, este enfoque se adapta de manera efectiva utilizando herramientas tecnológicas, como plataformas de aprendizaje en línea, videoconferencias o foros de discusión. Algunas de las mejores formas de aplicar el aprendizaje activo en entornos online es a través del aprendizaje colaborativo, organizando proyectos grupales, actividades y discusiones en línea; las actividades de autoaprendizaje en línea que brindan autonomía a los estudiantes para gestionar su propio proceso de aprendizaje o a través de la gamificación, utilizando elementos de juego para hacer el aprendizaje más interactivo y entretenido.

Ventajas del aprendizaje activo para el desarrollo de habilidades críticas

El aprendizaje activo ofrece una serie de ventajas que van más allá de la simple adquisición de conocimientos. Al fomentar la participación activa de los estudiantes, este enfoque contribuye al desarrollo de habilidades críticas de diferentes maneras:

Pensamiento crítico

Los estudiantes aprenden a cuestionar, analizar y evaluar la información de manera más profunda.

Resolución de problemas

Al enfrentarse a desafíos prácticos, los estudiantes desarrollan habilidades para encontrar soluciones efectivas.

Comunicación efectiva

Las discusiones y proyectos colaborativos mejoran las habilidades de comunicación y el trabajo en equipo.

Autonomía

Los estudiantes aprenden a gestionar su tiempo y recursos de manera efectiva, lo que es esencial para su desarrollo profesional.

Motivación

El aprendizaje activo puede aumentar la motivación de los estudiantes al hacer que el proceso de aprendizaje sea más interesante y relevante.

Además de estas ventajas relacionadas con habilidades críticas, el aprendizaje activo contribuye a una mayor retención de conocimientos, fomenta una mayor interacción social, prepara a los estudiantes para enfrentarse a situaciones y desafíos reales, mejora su flexibilidad y facilita la personalización del aprendizaje.

Estrategias para fomentar el aprendizaje activo en entornos educativos

Par promover el aprendizaje activo en entornos educativos, los educadores o formadores pueden implementar diversas estrategias como:

Diseñar actividades interactivas

Crear tareas o actividades que requieran la participación activa de los estudiantes en el proceso de aprendizaje, como, por ejemplo, los debates presenciales y en línea, cuestionarios interactivos o proyectos prácticos.

Fomentar la retroalimentación

La retroalimentación constante y constructiva contribuye a que los estudiantes cuenten con una guía a través del proceso de aprendizaje.

Utilizar recursos multimedia

El aprendizaje activo en entornos online permite la incorporación de elementos interactivos como vídeos, simulaciones, juegos, cuestionarios interactivos o evaluaciones que permiten diversificar los enfoques de enseñanza.

Facilitar la colaboración

En el aprendizaje activo es importante facilitar a los estudiantes la colaboración, bien sea a través de proyectos grupales, debates presenciales o en línea. Para estos últimos, las plataformas de colaboración en línea tales como salas de chat, documentos compartidos o videoconferencias son los espacios ideales para promover la interacción entre los estudiantes.

Dar autonomía

Por último, es importante que los estudiantes puedan elegir los temas de investigación, proyectos o métodos de estudio. Esto aumenta su sentido de propiedad en el aprendizaje y fomenta su autonomía.

El aprendizaje activo es el enfoque pedagógico ideal para promover el desarrollo de habilidades críticas, y una de las mejores maneras de lograrlo es a través de cursos online. En este sentido, isEazy Skills te ofrece el catálogo más completo del mercado con cursos de soft skills ágiles, interactivos y efectivos. Nuestros cursos se basan en una metodología 100% práctica, para entrenar a los estudiantes en comportamientos y situaciones concretas en su día a día, además están disponibles en 8 idiomas y listos para consumir desde cualquier dispositivo.

Avatar
CONTENIDO CREADO POR:
Elizabeth Aguiar

Las mejores soluciones de e-learning

Elige la herramienta que mejor se adapta a tus necesidades y pruébala gratis.

Author

Diseña y comparte tus propios contenidos formativos.

Factory

Cursos e-learning que enamoran, ¡en tiempo récord!

LMS

Un nuevo concepto de plataforma de formación online.

Skills

El catálogo más completo para la formación de tu equipo.

Game

Una app con la que tu equipo no querrá dejar de aprender.

ESG

App de sostenibilidad con gran catálogo de cursos online.